1. Inicio
  2. Recomendados
  3. Carmen Gloria Larenas: «El Municipal no es de nadie en particular, las artes las hacemos para todas las personas»
Música

Carmen Gloria Larenas: "El Municipal no es de nadie en particular, las artes las hacemos para todas las personas"

enero 12, 2023

La directora general del Teatro Municipal de Santiago revela cómo trabajan para sus nuevas audiencias -que son el 54% de quienes asistieron en 2022- y también para su público tradicional. También comenta los hitos de este año y la oferta de verano.

Carmen Gloria Larenas: "El Municipal no es de nadie en particular, las artes las hacemos para todas las personas"

En 2019, Carmen Gloria Larenas (1968) se convirtió en la primera mujer en asumir la dirección general del Teatro Municipal de Santiago en sus 152 años de existencia. Fue, sin embargo, un retorno: además de haber integrado por siete años el Ballet de Santiago, fue también periodista del espacio cultural, antes de trabajar en el Teatro del Lago, del cual llegó a ser directora artística.

Los frutos de estos tres años y dos meses de gestión, son palpables al asistir al Teatro Municipal de Santiago; la proporción de jóvenes evidencia una renovación del público y la programación estival es sumamente nutrida.

A dos meses del retorno de las óperas completamente escenificadas a Agustinas 794, el balance es positivo: el 54% de los asistentes durante el año 2022 consistió en personas que por primera vez compraban una entrada para el Municipal de Santiago.

Ante las restricciones sanitarias que impuso la pandemia, el programa Municipal Delivery abrió el acceso a más amplias audiencias, lo que se potenció además con las transmisiones de registros de diversos espectáculos propios a través de la televisión abierta, específicamente vía La Red, en el segundo semestre de 2021, con un alcance de 13 millones de personas.

Ello se articuló con diversas fórmulas que el Municipal estrenó ante las aperturas con aforos parciales, entre ellas, una disposición en 360° del público y óperas en formato de conciertos.

A la vuelta del verano, en marzo, se iniciará además una nueva temporada donde los músicos chilenos y también la creación nacional ocupan un lugar especialmente destacado.

Sobre la oferta veraniega del Teatro Municipal de Santiago, sobre la respuesta del público ante el retorno de los aforos completos y la presencialidad, y sobre la programación 2023, Radio Beethoven conversó con Carmen Gloria Larenas. También, respecto de las nuevas colaboraciones y la importancia de acoger proyectos educativos.​

Primero quisiera preguntarle por la nutrida programación de verano que han diseñado y que incluye conciertos con música de películas, teatro musical, danza y también ballet.

«Hemos pensado este verano como una oportunidad para conectar con diferentes tipos de público. Estamos con una tasa de renovación de público muy alta, de todo el público que vino el 2022 un 54% era primera vez que lo hacía, por lo tanto hemos puesto ojo en esos datos y es por eso que hicimos una programación muy diversa que mezcla el ballet clásico, con El Lago de los Cisnes, y vamos a tener danza contemporánea con El Libro de la Selva Reimaginado de este gran creador que es Akram Khan y el nuevo concierto de películas. También vamos a tener por primera vez los conciertos finales del Festival Portillo; nos hace muy felices poder sumarnos a esta iniciativa que busca fortalecer la formación de jóvenes músicos de Chile y del extranjero también, y que se cogestiona con Fanjul & Ward. La verdad es que tenemos una programación bien nutrida, y también para la familia y para los niños con El Rey que quería ser músico. Ahí vamos a tener una experiencia bien interesante porque hemos sumado una actividad con el Telescopio Gigante de Magallanes que nos va a permitir poner una especie de planetario itinerante en el foyer principal de calle Agustinas, donde los asistentes van a poder vivir una experiencia inmersiva, diferente, aprender sobre astronomía. Esa experiencia la llamamos Viaje al centro de la Vía Láctea y esperamos que complemente de buena manera la experiencia con El Rey que quería ser músico, que va a suceder en la Sala Arrau».

El rey que quería ser músico.

¿Cuándo serán los conciertos del Festival Portillo?

«Van a ser dos conciertos y van a actuar más de 50 jóvenes becados que participan en la Academia Internacional de Música de Portillo; el 23 y el 24 de enero ellos bajan a Santiago y van a interpretar La Canción de la Tierra. En los roles solistas estarán cantantes como Javier Weibel y Patricio Sabaté, y con la dirección de Alejandra Urrutia, por supuesto. Lo otro interesante de esos conciertos es que Elicura Chihuailaf, Premio Nacional de Literatura, también va a tener una intervención en ese concierto. Así es que la verdad es que hemos pensado en todos los públicos y esperamos que muchos de ellos ojalá quieran venir a los diferentes espectáculos que vamos a tener y así vivir una experiencia de verano artísticamente fantástica acá en el teatro».

El hecho de que vayan a acoger los conciertos del Festival y Academia Portillo, da cuenta de algo que parece ser un sello de su gestión en el Teatro Municipal y que tiene que ver con una colaboración artística con otras entidades y otros artistas. ¿Es una intención suya, en su gestión, hacer estas alianzas e incorporar a más actores culturales y proyectos?

«Yo creo que los espacios como el Teatro Municipal de Santiago, que tienen una tradición que en este caso es de 165 años, y una infraestructura importante, deben estar también, dentro de sus posibilidades, por supuesto, porque tenemos nuestros propios propósitos, al servicio de colaboraciones que efectivamente tienen un impacto, principalmente en aquellas artes donde el teatro tiene algo que decir y donde ha desarrollado históricamente su labor, me refiero a la música, a la danza, a la ópera, y al teatro en menor medida, aunque hemos hecho esfuerzos para traerlo de vuelta. Entonces estas colaboraciones son importantes, por ejemplo, para el proceso formativo del Festival Portillo. No me cabe ninguna duda de que para esos jóvenes presentarse en el escenario de mayor tradición en Chile y el con más peso institucional, evidentemente también forma parte de su formación. Ésa es la contribución que el teatro puede hacer, por eso es que nos parece importante poder colaborar en este caso con Portillo y también con la experiencia de los telescopios. En la medida que podamos conectar con universos artísticos o de intereses diferentes y más variados, evidentemente eso va a atraer al teatro a un público también mucho más amplio, que es lo que queremos, que es lo que necesitamos y es lo que buscamos, que llegue a la mayor cantidad y mayor diversidad de públicos posibles, entonces las colaboraciones son un pilar importante de la gestión que estamos desarrollando y esperamos de ese modo abrir la puerta a públicos que tal vez no pensaban que el teatro podía tener una propuesta que les resultara interesante o lo suficientemente atractiva».

El planetario itinerante.

Este verano, ¿habrá funciones del Festival Teatro a Mil en el Teatro Municipal de Santiago?

«Sí, con el espectáculo de Akram Khan, El libro de la selva reimaginado. Su intento es abordar el tema del cambio climático, de la sostenibilidad de la Tierra, del legado que le estamos dejando a otras generaciones respecto de estas áreas también, entonces es una obra que él creó originalmente hace algún tiempo atrás, pero que ahora ha revisitado para poder actualizarla y poner en escena los mismos temas que le habían preocupado la primera vez, cuando la creó, pero con énfasis más contemporáneos. De hecho el protagonista que siempre fue un niñito, Mowgli, ahora es una niñita».

Todos los detalles de la programación de verano del Municipal está aquí.

«El Teatro Municipal necesita de vuelta a su público tradicional, porque ese público es el que ha escrito la historia del teatro junto con los artistas y los gestores, y los necesitamos porque ellos son depositarios de la tradición, del conocimiento, de la sofisticación del contenido»

Carmen Gloria Larenas

Respecto al nuevo público, a ese 54% de la gente que por primera vez asistió al Teatro Municipal durante el año 2022, es algo que se nota cuando uno va al teatro, hay mucha más gente joven que antes. Ésa es una buena noticia. ¿Cómo la toman ustedes y qué representa para un teatro como el Municipal de Santiago, con la tradición que tiene, el hecho de que se esté incorporando nuevo público?

«Bueno, como tú bien dices, es sin duda una gran noticia porque estas grandes casas de ópera y de música y de danza, como el Teatro Municipal de Santiago, en el mundo entero tienen como desafío poder renovar su público y atraer a nuevas generaciones. Así que efectivamente es una excelente noticia. Ahora, ese 54% nos pone como desafío tener en cuenta al pensar nuestro contenido esa diversidad de rangos etarios y de géneros. También es cierto que el teatro necesita de vuelta a su público tradicional, porque ese público es el que ha escrito la historia del teatro junto con los artistas y los gestores, y los necesitamos con nosotros porque ellos son depositarios de la tradición, del conocimiento, de la sofisticación del contenido. Por lo tanto, es una excelente noticia y ya la tuvimos presente para la programación del año 2022, y también para la de este año 2023, porque era una tendencia que detectamos inmediatamente desde que volvimos después de la pandemia, en septiembre de 2021. Pero también es cierto que tenemos que redoblar los esfuerzos para que todo nuestro público ojalá pueda volver al teatro, los más antiguos también».

Tengo un par de preguntas respecto de la vuelta de las puestas en escena completas al Teatro Municipal de Santiago y cómo convive la oferta del Municipal Delivery con lo presencial. ¿Cómo ha sido la vida del Municipal Delivery ahora que ya no hay aforos restringidos? ¿Se formó un público ahí también y sigue siendo demandada esa programación digital?

«Creo que Municipal Delivery ha tenido dos vidas. La primera fue durante la pandemia y esa actividad intensa, innovadora, entusiasta, diversa que tuvimos explica en parte ese 54% del que hablábamos, porque claramente hubo un público que existía y que tal vez sabía de nosotros, que no nos había descubierto, o tal vez ellos no se habían descubierto como público en relación a lo que el teatro hace, por lo tanto el espacio digital que construimos en pandemia sin duda tuvo un efecto y es una de las causas del 54%. Actualmente todos los esfuerzos, de todo orden, están puestos en la presencialidad, que es lo que ya estamos recuperando. La vida actual del Municipal Delivery sigue siendo de muy buena salud, pero evidentemente el énfasis está más puesto en lo presencial que en lo digital. Pero la plataforma sigue funcionando, sigue teniendo contenido de manera permanente, de hecho, vamos a anunciar prontamente el Municipal Delivery del  año 2023, donde va a haber un montón de estrenos, para que las personas también puedan ver un contenido refrescado, así que la plataforma digital va seguir adelante y nos permite conectarnos con un público que por distintas razones no puede venir presencialmente, tal vez vive en el extremo norte o en el extremo sur, no tiene el tiempo, o tal vez puede que haya barreras de acceso de recursos también. Dado todo eso, por supuesto que seguimos con la plataforma adelante, pero con un énfasis diferente al que tuvo durante la pandemia».

«Nuestro camino apunta a un mayor número de óperas, todas escenificadas, y eventualmente, por qué no, alguna ópera en concierto si es un aporte, si es necesario y si es la manera de poder incorporarla».

Carmen Gloria Larenas

¿Cómo ha sido el retorno a la ópera completamente escenificada en el Municipal? Si no me equivoco, fue con Manon, en noviembre. Entiendo que para este año tienen tres óperas completamente escenificadas.

«En realidad, tenemos cuatro, porque también tendremos Sigfrido, del Pequeño Municipal, que es la última parte de las adaptaciones que hemos hecho para introducir a Wagner a los niños. Así que tenemos cuatro escenificadas completamente, y una ópera de cámara en la Sala Arrau, El demonio mudo, más una ópera en formato concierto que es Don Pasquale. El retorno fue emocionante, fue exigido, fue desafiante, tuvo problemas, los solucionamos, así que fue  muy épico por todo eso, porque era el retorno a lo escenificado, porque estábamos todos la verdad es que muy ansiosos por poder volver a ese formato, lo logramos, lo hicimos y lo natural ahora precisamente es caminar en esa dirección. Los espectáculos de ópera son espectáculos completos, el público chileno está acostumbrado a verlos y por supuesto que todos queremos que así sea. Ahora, la ópera en concierto es una herramienta y es un recurso que usan muchos teatros importantes del mundo, como el Teatro Real de Madrid, para poder rescatar obras que se sabe que son de raro gusto, pero que son un aporte artístico. Hay razones económicas también, cuando tú tienes una obra tal vez más experimental efectivamente tú apuestas, tú sabes que tus ingresos van a ser menores, y desde ese punto de vista el formato de concierto es una opción. Entonces es una opción que debería ir quedando con menos protagonismo, ya es sí en 2023, pero sigue siendo opción muy válida para poder tener una cartelera más nutrida, más diversa de ópera. Creo que no hay que avergonzarse cuando uno tiene ópera en concierto, me parece que es una excelente alternativa y de hecho, en la experiencia que tuvimos el año pasado. Hubo personas que comentaban que al final les había gustado tanto lo musical, porque queda más expuesto, que hasta se habían olvidado de que estaban en una ópera concierto. Así que ése es el camino que estamos recorriendo hoy día, deberíamos ir a un mayor número de óperas, todas escenificadas evidentemente, y eventualmente, por qué no, alguna ópera en concierto si es un aporte, si es necesario y si es la manera de poder incorporarla, sin duda».

Me parece que siempre es importante hacer la invitación a toda la ciudadanía, en el sentido de que tal como el Teatro Municipal reúne distintas artes escénicas y reúne distintos formatos, también tiene una gran variedad de precios. Su alcance es bastante masivo, sin embargo hay muchas personas que no saben que existen posibilidades de entradas baratas también. Que incluso no se atreven a ir a preguntar. ¿Le gustaría hacer una invitación a que todo el mundo se atreva a buscar qué le interesa y revisar las alternativas?

«Por supuesto. Tú tienes mucha razón en eso. Creo que hay ciertos discursos que se instalan en algún minuto, por alguna razón, y se empiezan a repetir a lo largo de la historia, y nadie sabe muy bien de dónde vienen. Como tú bien dices, el Teatro Municipal ha tenido entradas de precios accesibles hace muchísimo tiempo, entonces yo diría que los públicos tienen que informarse para saber qué quieren venir a ver, hacerlo con tiempo, con calma y con gusto, para que efectivamente tomen una decisión con el tiempo suficiente que les permita, por ejemplo, acceder a las entradas de menor precio. Obviamente el teatro necesita generar ingresos, el mundo de la cultura hay que financiarlo, o sea, hay que pagarle a los artistas, a las producciones, en fin… No parece una industria, pero es como cualquier industria. Es muy importante reiterar que el teatro no es de nadie en particular, que las artes que nosotros hacemos las hacemos para todas las personas y que a todos los que estamos en el Teatro Municipal nos da un gran gusto cuando vemos que las personas han conectado profundamente con la propuesta artística que hemos querido poner sobre el escenario. Hoy estamos en tiempos de completa renovación en muchos sentidos, hay que sacudirse de todos los prejuicios, salirse de esas zonas cómodas donde uno dice a este lugar puedo ir, a este otro no puedo ir porque en realidad tengo que ir vestido especial, no. La experiencia es muy personal, hay personas que toman el venir al Teatro Municipal como un rito, y los niñitos y las niñitas vienen muy bien arreglados, pero también hay personas que vienen del trabajo y que vienen como salieron vestidos a las siete, ocho de la mañana. Yo diría que hay que salirse de todas esas trincheras que no que no ayudan a conectar, los espacios culturales son espacios de encuentro entre las personas, lugares muy transversales, es un gran agrado cuando somos personas muy diversa, disfrutando, compartiendo, emocionándonos, aplaudiendo lo que pasa en el escenario. Creo que ése es el gran mensaje, no hay espacios ni vedados, ni prohibidos. La dedicación nuestra es para todas las personas y ése es el gran mensaje que creo que es importante dar y, como tú dices, hacer énfasis también en que hay diversos precios. También hay muchas actividades gratuitas, que se promocionan a través de redes sociales, inclusive ensayos generales a los que se puede venir, recorridos vivos, así que yo diría que sean un público participativo, que se informen, y que se descubran como público respecto de lo que nosotros hacemos».

«En los tiempos que vivimos, las artes clásicas, que son de cocción lenta y que son de mucha maduración, son un buen ejemplo de inspiración para cultivar la paciencia y la determinación, y para saber que detrás de un gran artista hay un gran esfuerzo».

Carmen Gloria Larenas

Entre las alternativas gratuitas que hay, están los conversatorios, está el ciclo Detrás del telón. Hay muchas formas de acercarse a los contenidos que se generan y se producen en el Teatro Municipal a través de los diálogos. Ésa es una ventana súper interesante. Yo se lo comento a toda la gente que voy conociendo que me dice que le gusta la música clásica y la ópera, pero que nunca ha ido, especialmente a los taxistas, porque hay gente que no conoce esas alternativas y son experiencias muy enriquecedoras también.

«Por supuesto que sí y, de hecho, en la plataforma digital hemos subido todas las tertulias, las conversaciones previas para poder prepararse para los espectáculos, y estamos creando nuevas alternativas para poder ponerlas de manera digital en todas las plataformas que tiene el teatro, de manera que las personas no sólo tengan acceso a información cuando se están preparando para un espectáculo al que van a venir, lo que por supuesto es muy importante, pero también por el placer de aprender, por el placer de escuchar a un gran artista que a lo mejor han admirado sobre el escenario porque lo vieron o del que tal vez escucharon, y quieren escuchar su historia de vida. Por ejemplo, cómo ha llegado al lugar donde llegó. Pensamos que las historias de vida también son formativas, no sólo tiene que ver con conocer un arte en particular y saber de música o de danza, que por supuesto es muy bueno que así sea, sino que también con conocer historias de vida, darse cuenta de que finalmente el mundo artístico está hecho por personas que tienen historias muchas veces muy desafiantes, difíciles, que son historias de resiliencia y de superación. En los tiempos que vivimos, las artes clásicas, que son de cocción lenta y que son de mucha maduración, son un buen ejemplo de inspiración para cultivar la paciencia y la determinación, y para saber que detrás de un gran artista hay un gran esfuerzo. Creo que eso en los tiempos actuales es una gran lección para el desarrollo de las personas».

Hemos sabido de novedades en el área coral del Teatro Municipal. Por un lado, el programa Crecer Cantando se está viendo, desde afuera, bastante activo, con acciones como el curso de verano que se programó con Valeska Cabrera, que fue abierto para todo los interesados y de bajo costo. Por otro lado, acaba de entrar a trabajar en el Coro del Teatro Municipal Alejandro Reyes, quien es un gran maestro, muy respetado por todos quienes han sido sus estudiantes, un histórico profesor del Instituto de Música UC que tiene una trayectoria muy fecunda.

«El Crecer Cantando es un programa que tiene una tradición y una historia maravillosas acá en el teatro. La pandemia nos puso en jaque en muchos sentidos, y de a poco hemos ido avanzando en recuperar ese programa, vamos a seguir en esa senda, poco a poco y de manera sustentable. El Municipal es la gran casa de la ópera en Chile, así que todo lo que tiene que ver con la voz, con la formación, con los cantantes, con los coros es algo que por supuesto nos llama a involucrarnos, a apoyar. La llegada del maestro Alejandro Reyes al Coro del Teatro Municipal de Santiago como subdirector es una excelente noticia y es el resultado de un proceso que hicimos en conjunto con ese mismo cuerpo estable, donde hicimos una búsqueda seria, comprometida, en la que todos participamos para llegar a este selección, que yo espero que sea el comienzo de una estadía de largo aliento del maestro Reyes acá en el Teatro Municipal de Santiago y que le permita a él también aportar al desarrollo del coro y del Teatro Municipal de una gran manera».

Hay otro acento de su gestión que me parece bien interesante. Recordemos que los grandes elencos del Teatro Municipal de Santiago están integrados por personas y que esas personas hacen un trabajo muy dedicado para la misma programación del Municipal, pero también hacen otros proyectos que enriquecen la escena musical nacional. Además del Festival Portillo, que saca adelante Alejandra Urrutia, está el ciclo de cámara Domingos Musicales, que es una iniciativa de Katharina Paslawski, chelo solista de la Filarmónica de Santiago y que este año nuevamente se va a realizar, pues conquistaron un Fondo de la Música. Por otro lado, Paolo Bortolameolli, quien es director invitado principal del Municipal, va a estrenar la Octava Sinfonía de Mahler con la Sinfónica Nacional Juvenil y con cerca de 600 músicos en escena, y él mismo va a dirigir en el Municipal la Novena de Mahler en diciembre. Es súper interesante ver que las personas que trabajan en el Teatro Municipal, que son parte de sus elencos, hacen una actividad que no sólo se limita al espacio del teatro, sino que finalmente permea a toda la sociedad.

«Así es. El teatro tiene un peso institucional por su historia, por las cosas artísticas, por todo lo que que aquí ha sucedido, que lo hace ser un espacio de mucha relevancia y de mucha influencia, entonces más que que el teatro cumpla todos los roles que puede tener una organización cultural y que son todos muy válidos, la verdad es que la colaboración, por ejemplo, con Portillo tiene que ver con eso, tiene que ver con usar las herramientas que tenemos en el contexto en el que estamos, con los propósitos que el teatro tiene, sabiendo que nuestra prioridad como espacio siempre es desarrollar nuestros cuerpos estables y que en esos cuerpos artísticos encuentren posibilidades de desarrollo jóvenes artistas. Es algo muy relevante y a nosotros nos hace sentir mucha responsabilidad precisamente lo que tú dices, saber que lo que hacemos tiene un impacto que es importante para muchas personas y a nivel no sólo artístico, que lo tienen, sino que también de los públicos. Entonces esa misma responsabilidad le pone mucha importancia y tensión a todo lo que hacemos y a cada decisión que tomamos y esperamos efectivamente que cada una sea la mejor posible, y que ojalá irradie de distintas maneras para ser un aporte al desarrollo de artistas, al desarrollo de públicos, al prestigio del teatro, en Chile, también internacionalmente y ojalá también sea una fuente de inspiración para próximas generaciones de artistas y de públicos, sin duda».

Para la Temporada 2023 del Municipal, entre las cosas que yo encuentro más significativas, está la confirmación de Roberto Rizzi Brignoli como titular de la Filarmónica en un nuevo período, con bastante participación en conciertos y en ópera durante el año. Entre las batutas que trabajará con la Filarmónica de Santiago, además de Pedro-Pablo Prudencio con varios conciertos y mucha danza, Alejandra Urrutia abre la temporada en marzo con una obra de Gabriela Lena Frank, volverá Paolo Bortolameolli con El viaje a Reims escenificada y con la Novena de Mahler, y debutará en el Municipal Luis Toro Araya, un joven director que tiene una carrera ya impresionante. ¿Qué le gustaría decir a usted respecto de las figuras que veremos en el Teatro Municipal en 2023? Se lo pregunto para luego pedirle que destaque los hitos del año.

«Creo que que la presencia de todos ellos, incluida Alejandra, una mujer en el podio, me parece demasiado importante, para la historia del teatro. Creo que la combinación que hay. Porque hay personalidades consolidadas como Roberto Rizzi, que no es sólo un gran músico, sino que un profesional completamente involucrado con el teatro, de hecho, estamos trabajando en cómo mejorar la musicalidad, por ejemplo, de los alumnos de la Escuela de Ballet, o sea, un hombre que tiene un concepto integral de lo que es una organización como ésta. También está, en su debut, Luis Toro Araya, que es un talento magnífico. Todo eso es importante y por distintas razones. Para mí, honestamente, todas esas figuras son totalmente imperdibles y las personas que amen la música ojalá que quieran y puedan venir a disfrutar de lo que esos artistas hacen, de lo que ellos, como directores van a logran con la orquesta, porque esa diversidad de lo que cada uno de ellos hace de ellos, es interesante. Ver esa individualidad, ver ese aporte, ver los matices, escuchar a la orquesta cómo se escucha con un director o con otro, creo que todo eso tiene mucho valor. Creo que los highlights son todos los profesionales que tú nombraste. En materia de ópera tenemos dos títulos dirigidos por Roberto que forman parte de su repertorio, que son Carmen y y Rigoletto, obras, además, que las personas reciben con mucha alegría. En materia de danza también hay una programación muy interesante en la apertura de temporada, Romeo y Julieta con la visita de la primera bailarina étoile de la Ópera de París, Ludmila Pagliero, me parece que es un must, así como los dos estrenos mundiales: Nijinska en torno a la gran figura de Bronislava Nijinska, que estamos rescatando a nivel histórico, y también la obra dedicada a Maria Callas, que se llama Callas, la divina, de la coreógrafa belga colombiana Annabelle López Ochoa. No puedo evitar mencionar la única obra de teatro que vamos a tener, siempre queremos hacer un aporte al teatro de prosa y también va a estar dedicado a Maria Callas, y va a ser una historia que recoge la relación y la cohabitación de los grandes teatros de ópera que hubo entre Maria Callas y nuestra gran cantante chilena Claudia Parada, que por distintas razones en Chile se la conoce mucho menos, pero que fue contemporánea de Callas y que llevó nuestro nombre en grande por los escenarios del mundo. La queremos rescatar en una obra de teatro que va a poner en valor esa relación, y que se está escribiendo. Estamos felices porque es un aporte no sólo por tener al teatro de vuelta, sino que también al conocimiento no sólo de Maria Callas, que es una figura muy conocida, sino muy principalmente de Claudia Parada, que creo que todavía no se le ha reconocido en Chile el lugar que merece en materia lírica.

Otro músico chileno que será parte de la programación es Gonzalo Cuadra, con un proyecto súper atractivo en el Pequeño Municipal.

«Claro. Ése es un rescate patrimonial con una ópera escrita por jesuitas, un rescate muy interesante, y Gonzalo es una persona que también tenía pendiente poder hacer más acá en el Teatro Municipal de Santiago. Estamos felices de que él y su equipo estén en ese proyecto, la verdad»

Revise toda la Temporada 2023 del Teatro Municipal acá.

Por Romina de la Sotta Donoso | 12-01-2023.

Compartir:

Contenido relacionado

Música

Paolo Bortolameolli: "La historia se hace sin pedir permiso"

El director revela las profundas y simbólicas motivaciones para estrenar en Chile la Octava Sinfonía de Mahler, de la emoción de trabajar con más de 500 músicos y de cómo busca hacer justicia a los pioneros que hicieron posible que hoy existan la Orquesta Sinfónica Juvenil y la FOJI: Jorge Peña Hen y Fernando Rosas.

Música

Tráiler: profesores de Música UC invitan al Ciclo de Verano

Los académicos Miguel Villafruela, Gina Allende, Frida Ansaldi y César Vilca revelan las piezas que interpretarán cuatro conjuntos estables de Música UC entre el 9 y el 12 de enero, al aire libre. Desde el barroco a un creaciones chilenas contemporáneas, pasando por hitos del Romanticismo y del Clasicismo, y arreglos de tangos, jazz y blues.

Música

Cristina Rodríguez saca adelante el 2° Festival de Piano Paisajes Sonoros

Jakob Fichert, Jorge Pepi-Alos, Javier Moraga y la propia directora del festival ofrecerán conciertos y clases para jóvenes intérpretes en el Parque Cultural de Valparaíso, desde el 3 al 8 de enero.

Música

Michio Nishihara: "La comunicación con el público es lo que te da energía para seguir y seguir"

El pianista chileno vuelve a dar un concierto, después de un receso de tres años. Retorna con su ciclo Piano a Mil y con repertorio romántico, retomando además a Liszt, con cuya obra se reencontró en la pandemia. "Nunca había pasado tanto tiempo sin tocar, así que me siento un poco nervioso", reconoce.

Música

Emmanuel Sowicz: "Me dio especial alegría compartir la final en Tokio con Andrés Madariaga"

El guitarrista chileno-británico obtuvo el cuarto lugar en uno de los más prestigiosos certámenes del mundo y su compatriota, el quinto puesto. Además, Emmanuel Sowicz estrenó en Japón una obra de Maximiliano Soto. Sigue comprometido con la música nacional y con las creaciones actuales.

Música

Nicolas Rauss: "Sin duda voy a seguir trabajando con Enrique Soro, aunque no esté en Chile"

El director suizo asumirá en algunas semanas la titularidad de la Sinfónica del Sodre, en Montevideo. Pero su vínculo con Chile mantiene su vigor: acaba de dirigir a la Orquesta Clásica Usach, el 15 de diciembre conducirá el Concierto de Navidad UC y en mayo volverá a dirigir a la Sinfónica Nacional Juvenil.

Música

Felipe Copaja: la apasionante historia de un piano Pleyel que vuelve a casa

El instrumento tiene dos teclados y casi 130 años, y es uno de los cinco que se pueden utilizar en el mundo, gracias a la restauración liderada por Fundación Mariana Préndez y Telsur. La nueva vida de este piano patrimonial se inicia con un concierto de la Orquesta de Cámara de Valdivia y continuará en el Museo del Sonido.

Música

Tráiler: Nicolas Rauss invita al Concierto de Navidad UC, con obras de Haendel y Puccini

Elencos de la Universidad Católica abordarán Música para los reales fuegos de artificio de Haendel y Misa de Gloria de Puccini.

Música

Romilio Orellana: "Quedamos muy contentos con cómo quedó el disco Sinfonía Democrática"

El guitarrista rescató la versión original de esta obra fundamental de Nino García, en un proyecto con la Usach. El disco incluye arreglos para dúos de guitarra con Horacio Salinas y obras chilenas para guitarra sola. Se lanza en la Sala SCD Bellavista con música en vivo.