1. Inicio
  2. Agenda cultural
  3. Parque de las Esculturas: Equilibrio en Gayi
Exposición

Parque de las Esculturas: Equilibrio en Gayi

Valentina Garretón y Soledad Omeñaca abordan la situación de la merluza en Chile a través de una instalación que reúne centenares de pescados.

El jueves 11 de noviembre se inaugura en la sala del Parque de las Esculturas de Providencia la instalación escultórica "Equilibrio en Gayi", de las artistas visuales Valentina Garretón y Soledad Omeñaca, quienes abordan la situación de la merluza en Chile.

La exposición estará abierta hasta el 15 de enero de 2022, de martes a domingo, de 11:00 a 14:00 horas y de 15:00 a 19:00 horas, en Santa María 2201, con acceso gratuito y pase de movilidad.

Se reúnen centenares de pescados de diferentes tamaños, moldeados en cerámica gres, esmaltados luego a alta temperatura, aprisionados en una red de pesca real, sostenida por delgadas y flexibles maderas trabajadas en pino laminado.

“El trabajo de ambas artistas es maravilloso, especialmente por el llamado de atención que nos hace a todos a través del arte, para ser conscientes del cuidado de nuestras especies marinas”, resalta la alcaldesa de Providencia, Evelyn Matthei.

Es la primera vez que Garretón y Omeñaca integran sus materialidades en una sola visión, trabajando un todo apostando por la sinergia del resultado. Soledad Omeñaca explica que "al igual que en un ecosistema, el fluir entre ambas visiones es un aporte a la totalidad de la muestra y desde el arte interpretamos y sensibilizamos al espectador”. Ella ha experimentado en muchos registros, como metales, madera, tierra, cartón, género. Valentina, en tanto, ha trabajado en metal, vidrio, madera, resina, cerámica y porcelana. "creemos en el trabajo hormiga y todo lo que signifique ayudar a sensibilizar, para luego revertir, la situación ambiental en el mundo, suma y qué mejor hacerlo con la impronta del arte", agrega.

La muestra es parte de un proyecto llamado “Sustentabilidad o búsqueda del equilibrio”, que tendrá tres exposiciones en un plazo de dos años, para trabajar con temas sociales y ambientales que las conmueven y afectan, en un diálogo directo con el público. Conocieron el drama que vive la especie de la merluza chilena (merluccius gayi gayi), pez alargado con mucha tradición, típicamente conocida como “pescada o pescá”, a través de una campaña de Sernapesca (Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura). Habita la costa chilena entre Arica y Chiloé, y está sobreexplotado desde 2016, por lo que decidieron aportar a su visibilidad y conciencia de explotación desde su plasticidad, integrando cerámica, madera, alambre. El resultado es esa explosión de merluzas de cerámica en diferentes tamaños que inundarán la sala de exposiciones del Parque de las Esculturas en Providencia.

Su foco está en cómo la sustentabilidad está ligada a la acción del ser humano en relación a su entorno. Y buscan motivar un cambio de actitud, aportando para la comprensión de que los recursos no son infinitos.

“Nuevamente la belleza del arte nos sorprende y da testimonio de gran sensibilidad ecológica sobre la necesidad de proteger a nuestra merluza”, destaca Jorge Andrés González, director ejecutivo de la Fundación Cultural de Providencia.

Sobre la Merluza Gayi

A lo largo de nuestra costa, la pesquería de la merluza común se desarrolla entre las regiones de Coquimbo y del Biobío, un pez alargado, que llega a medir entre 35-85cm. Desde su explotación industrial, a mediados del siglo XX, su población ha mermado significativamente, y es que según datos de la Subsecretaria de Pesca y Acuicultura – (SUBPESCA), al 2021, alrededor del 52% de las pesquerías en Chile se encuentran en estado de sobreexplotación o colapso, siendo el caso de la merluza gayi el mejor y triste ejemplo. Subpesca sostiene que, desde hace casi una década, el estado de esta pesquería, fluctúa entre el colapso y la sobreexplotación, reflejo de prácticas insustentables que configuran una creciente pérdida en biodiversidad marina y, por consecuencia, el empobrecimiento de pequeñas comunidades vinculadas caletas merluceras, llenas de esfuerzo.

Como tiempo de veda se ha establecido el mes de septiembre para así llamar la atención sobre su cuidado y protección. El año pasado WWF-Chile organizó un concurso de cuentos relativos al tema y como resultado nació el libro “Caleta de cuentos: relatos e ilustraciones sobre la merluza chilena”, que reúne alrededor de 80 relatos, poesías e ilustraciones, con la intención de resignificar la cultura en torno a esta pesca y a la crisis de los bienes hidrobiológicos. La propuesta "Equilibrio en Gayi" de Garretón y Omeñaca, viene a sumar conciencia con su construcción poética.

Información: Fundación Cultural de Providencia.

Compartir: