1. Inicio
  2. Agenda cultural
  3. Indio Pavez, música y danza en GAM
Danza

Indio Pavez, música y danza en GAM

Un homenaje de danza y música se rinde en forma presencial a la recordada figura de la Nueva Canción Chilena, Héctor Pavez.

Indio Pavez, montaje. Foto: Cristina Vargas.

"Indio Pavez" se titula el montaje con música, danza y folclore basado en la vida y obra del cantante nacional Héctor Pavez, uno de los artistas más destacados de la Nueva Canción Chilena, que se ha programado en forma presencial en GAM.

Funciones a las 19:00 horas del sábado y domingo, desde el 25 de septiembre al 3 de octubre. Entradas con el sistema Paga lo que quieras, desde $3.000 a $6.000.

Folclorista y recopilador nacido en Santiago de Chile, reconocido como una de las voces más destacadas de la llamada Nueva Canción Chilena (60-70), corriente que se inspiraba en la cultura tradicional popular campesina y urbana para indagar en una canción de protesta, la canción como arma. Fue parte de una generación que trabajó firmemente por la concreción y defensa de la Unidad Popular y que en su exilio, participó arduamente por el fin de la dictadura y el retorno a la democracia.

“Todos hemos bailado alguna canción suya”, dice Valentina Pavez a propósito del homenaje que su compañía, Danza en Cruz, realiza al reconocido investigador, folclorista y activista político, Héctor Pavez Casanova, quien es también su padre. Con el montaje Indio Pavez, que el jueves 23 de septiembre se estrena en GAM, celebran sus 25 años de trayectoria, rindiendo tributo al intérprete icónico de Corazón de Escarcha.

“Emocionalmente es muy profundo entrar en la temática de los padres, entrar en su memoria, en su pasado, en su construcción. Es muy potente. Mis padres son parte de una generación de artistas que no fueron formados en la institución, que trabajaban desde el rigor, la solidaridad, el compañerismo y la consecuencia con sus principios, ellos trabajaron desde un lugar muy colectivo realmente”, agrega. 

Para la creación de la puesta, la compañía decidió invitar al bailarín y creador, Pablo Zamorano, quien estuvo a cargo de su dramaturgia y dirección. “Para mí danzar es desplazar, no es necesariamente bailar, danza es mover.  Esta creación vincula documento, texto, canciones, danzas folclóricas y creación de lenguajes propios para desde allí pensar la coreo-dramaturgia. Recoge, precisamente, esa esencia que podría ser matriz de la expresión folclórica donde danza, palabra, música y relato se entretejen para comunicar… aquí los límites formales de lo disciplinar en la danza, se desdibujan para entenderla y verla como una fuente de conocimiento situado en las personas que albergan esos saberes y conocimientos, validar y poner ahí subjetividades profundas, lejanas a preconcepciones que podemos tener de nosotros mismos. Interesa generar ese lugar de trabajo donde movimiento es voz, es cuerpo, es relato, es memoria, olvido y recuerdo”, dice.

Creada en contexto de pandemia y confinamiento durante el año 2020, Pablo Zamorano también advierte que esa misma condicionante virtual y del trabajo restringido a estas limitantes, han dotado una práctica de investigación donde la dimensión biográfica se vuelve acontecimiento, material creativo puesto en común, pensar lo creativo en comunidad, desde estos procesos de identificación personales para pensar lo colectivo.

“Forma parte de nuestro quehacer trabajar con los conceptos de legado, folclor y memoria. Es un rescate hacia la identidad y la historia de nuestro país que se cruza con biografías personales de los intérpretes. Hay un cruce generacional también, ya que está su nieto, su hijo, su hija, sus amigos. A través de ello vamos tejiendo un encuentro con Héctor y con el público que espero pueda verse a través del lenguaje de un otro, y que también pueda ver una parte de la historia de Chile desde propios imaginarios”, complementa Rodrigo Fernández, codirector y fundador de la compañía, explicando la elección de este proyecto para celebrar su vigésimo quinto aniversario.  

“Lo visualizo para todas, para todos y para todes. Una obra familiar que puede indagar en los espacios cibernéticos, puede irse a la virtualidad, puede estar en la calle, en el escenario de un teatro, en la sala de un centro social comunitario, puede estar en una plaza. Es una obra que ha ido renaciendo, se ha ido reconstruyendo y revisitando, replanteando en su propia seguridad de seguir siendo INDIO PAVEZ”, concluye Valentina Pavez.

El elenco del montaje. Foto: Gabriela Fernández.

Sobre la compañía
Nace de la unión de los bailarines, coreógrafos y docentes; Valentina Pavez y Rodrigo Fernández. Desde su nacimiento en 1994 en México, han sido 25 años de vigencia en el quehacer de la cultura actual en Chile. Su trabajo se ha enmarcado en una permanente búsqueda de un lenguaje dancístico en donde convergen el uso de elementos teatrales, gestualidad e intenso trabajo técnico; surgiendo así la línea de la compañía que toma como fuente de creación de contenidos de la cultura popular y tradicional de nuestro país, redescubriendo nuestra identidad recogiendo imágenes, atmósferas y sensaciones de nuestro origen indígena y mestizo, para una creación actual. Dentro de sus montajes destacan Matadero AlmaRaíces del CuerpoSanta FiestaEl Salón, entre otros.

Información: Claudia Palominos y GAM.


Programa

Ficha artística

Dramaturgia y Dirección: Pablo Zamorano Azócar | Creación e Interpretación: Valentina Pavez, Rodrigo Fernández, Héctor Gitano Pavez, Ariel Fernández, Gabriela Neira y Gonzalo Beltrán | Escenografía y Vestuario: Nicoletta Fuentealba | Iluminación: Gonzalo Múñoz | Sonido: Gabriel Pavez | Diseño gráfico: Octavio Cañulef | Realización audiovisual: Hernán Pavez | Prensa y difusión: Claudia Palominos | Fotografías: Cristina Vargas, Gabriela Fernández y Pablo Selman | Producción: Francisco Paco López.

Compartir: