*
Estás leyendo: Viernes 14 de marzo – Obras de Michael Daugherty
cerrar Copiar link
cerrar Incrustar Player
cerrar Suscríbete a este programa

Viernes 17 de enero

Obras de Michael Daugherty

Route 66 (1998) Bournemouth Symphony Orchestra / Marin Alsop (7.00)
Philadelphia Stories (2001) Colorado Symphony / Marin Alsop (28.40)
Sunset Strip (1999) Bournemouth Symphony / Marin Alsop (17.15)

Presentamos tres obras orquestales de Michael Daugherty dirigidas por Marin Alsop.

Nacido en 1954, este compositor estadounidense estudió en la Universidad North Texas y la Manhattan School of Music hasta 1978, estuvo dos años en el Ircam y completó su formación en Yale con Jacob Druckman, Earle Brown y Roger Reynolds. También tuvo clases con Ligeti en Hamburgo y colaboró con Gil Evans en Nueva York. Actualmente enseña en la Escuela de Música de la Universidad de Michigan.

Comenzamos con una obra de 1998, un viaje musical por la famosa Ruta 66, la llamada “carretera madre” o “principal calle de América” que comenzaba en Illinois y terminaba en California. Claro que es un trayecto que, como afirma el autor, se hace “mirando por el espejo retrovisor”, donde las pulsaciones de trompetas y percusiones actúan como las líneas pintadas que dividen las dos vías del asfalto.

Route 66 fue grabada en 2008 por la Bournemouth Symphony y Marin Alsop.

Seguimos con otro viaje musical de Daugherty, esta vez por Filadelfia, con una partitura de 2001 titulada Philadelphia Stories. Comprende tres movimientos y el primero alude a South Street, una de las calles más populares de la ciudad y donde sus clubes nocturnos, así como salones de baile y otros espacios, han cobijado a músicos tan variados como el mismo Daugherty, Sun Ra, John Coltrane, Mario Lanza, Fabián o Patti LaBelle.

Filadelfia también fue el lugar en que Edgar Allan Poe escribió uno de sus cuentos más famosos, “El corazón delator”, que invoca al laúd y la lira. El segundo movimiento, que se llama “Arpa delatora”, es un arabesco que incluye dos arpas solistas, situadas en cada lado del escenario, que interpretan ritmos obsesivos y ecos fantasmales con pulsaciones periódicas casi cardiacas.

El tercer movimiento imagina al controvertido director y arreglador Leopold Stokowski visitando la Campana de la Libertad al amanecer y escuchando todas las campanas de la ciudad tañendo juntas. Frente a la orquesta de Filadelfia, Stokowski causó gran impacto dirigiendo estrenos de compositores como Stravinsky y Varese, así como enervó a todos los puristas con sus románticas y exubertantes transcripciones de Bach.

En este tributo a Stokowsky, aparece un tema original escrito en el estilo de Bach que es modulado a través de una serie de variaciones atonales y tonales canónicas. También se introduce una transcripción del mismo Daugherty de un famoso preludio de El Clavecín Bien Temperado, mientras que en la coda emerge una evocación al “sonido Stokowski” con la orquesta sonando a la manera de un enorme órgano.

Los movimientos de Philadelphia Stories se titulan Sundown on South Street, Tell-Tale Harp y Bells for Stokowski. Grabación de 2002 con la Colorado Symphony.

Finalmente tenemos otro recorrido musical, que también se inicia con la puesta de sol y termina al amanecer, pero esta vez por Sunset Strip, un sector de Sunset Boulevard que se encuentra al oeste de Hollywood. Y la famosa Sunset Boulevard parte en el centro de Los Ángeles, cruza por barrios tan glamorosos como Beverly Hills y Bel Air y concluye en el Océano Pacífico.

La música de Sunset Strip, compuesta en 1999, evoca ese sector muy popular para el jet set hollywoodense en la década de 1930 y que cobijó al club Whisky a Go-Go en los 60, un punto de reunión de la contracultura hippie. Además, inspiró una serie de televisión de detectives privados, 77 Sunset Strip, y un libro de fotografías de Edward Ruscha que apareció en 1966.

Daugherty crea un paisaje musical con diversos sonidos e imágenes de Sunset Strip, del pasado y el presente, pasando por restoranes, salones y hoteles presuntuosos, detectives, clubes nocturnos, salones de baile, restoranes mexicanos y bares de jazz. El auditor está en el asiento del conductor y, como comenta el autor, es llevado por un viaje onírico en que todo puede pasar y, por lo general, sucede.

Sunset Strip comprende dos movimientos titulados 7 PM y Nocturne.

Comentarios