*
Estás leyendo: Siglo XXI – Miércoles 26 de febrero – Songs Cathy Sang
cerrar Copiar link
cerrar Incrustar Player
cerrar Suscríbete a este programa

 

Linda Hirst y su tributo a Cathy Berberian

Cathy Berberian – Stripsody (1966) (7.00)
Luciano Berio – Sequenza III (1966) (7.15)
John Cage – Aria (1958) (8.45)
Henri Pousseur – Phonemes pour Cathy (1966) (9.45)
Luciano Berio – Folk Songs (1964)

Presentamos el disco Songs Cathy Sang de Linda Hirst editado en 1988.

La mezzosoprano Linda Hirst conoció a Cathy Berberian en 1977, cuando era integrante del conjunto Swingle II y estuvo involucrado en la interpretación de diversas creaciones de Berio y otros autores contemporáneos. Una década después, decidió grabar un tributo a la cantante con algunas obras dedicadas a ella por el mismo Berio, Cage y Pousseur.

Además, incluyó una creación de la propia Berberian titulada Stripsody, una partitura de tipo gráfica compuesta en 1966 y construida a la manera de un radioteatro, con una serie de escenas contrastantes, así como indicaciones gráficas que parecían evocar una revista de cómics.

Luciano Berio aprovechó las cualidades interpretativas y teatrales de Berberian, no sólo mientras estuvieron casados, sino también, después de divorciarse, y hasta la muerte de la cantante estadounidense en 1983. Un hito de esta colaboración fue la Sequenza III de 1966, concebida para voz sola con numerosas técnicas y estados emocionales.

John Cage fue otro compositor que dedicó obras a Cathy Berberian y la más famosa fue Aria. Escrita en 1958, es otra partitura gráfica donde diez colores representan las líneas vocales y diez estilos de canto, mientras el tiempo es trazado de manera horizontal y las alturas verticalmente, además de contener cuadros negros y ruidos no musicales.

El francés Henri Pousseur también contribuyó al repertorio de Berberian y lo hizo con la obra Phonemes pour Cathy compuesta en 1966. Comprende cuarenta líneas musicales y cinco caracteres ordenados en un plan matemático que determina las correspondencias y basado en dos versos de Paul Claudel.

Otra famosa dedicatoria de Berio a Berberian fue Folk Songs, una partitura de 1964 que reúne once canciones de Estados Unidos, Armenia, Francia, Italia y Azerbaiyán. Eso sí, no todas las canciones son folclóricas, ya que dos pertenecen a John Jacob Niles y una a Berio.

Los títulos son Black is the colour, I wonder as I wander, Loosin yelav, Rossignolet du Bois, A la feminisca, La donna ideale, Ballo, Motettu de Tristura, Malurous qu’o uno fenno, Lo fiolaire y Canción de amor. Esta versión tiene a Linda Hirst acompañada por miembros de la London Sinfonietta dirigidos por Diego Masson.

 

Comentarios