*
Estás leyendo: A 112 años del nacimiento de Pablo Neruda

Dos de sus poemas para leer y re leer.

Nacido en Parral como Neftalí Reyes, este hijo de un trabajador ferroviario y una dueña de casa, perdió a su mamá al mes de vida debido a la tuberculosis. Con su padre se fue siendo un niño aún a Temuco donde el padre volvió a emparejarse, con Trinidad Candia Malverde.

Neftali, a una edad temprana comenzó su afición a la poesía, cuando iba al colegio, y por esos años se autonombró como Pablo Neruda como un homenaje al también poeta Jan Neruda.

Hoy el autor de “Veinte Poemas de Amor y una canción desesperada” cumpliría 112 años y para conmemorarlo en Radio Beethoven lo hacemos con dos de sus creaciones :

Soneto 83

Es bueno, amor, sentirte cerca de mí en la noche,
invisible en tu sueño, seriamente nocturna,
mientras yo desenredo mis preocupaciones
como si fueran redes confundidas.
Ausente, por los sueños tu corazón navega,
pero tu cuerpo así abandonado respira
buscándome sin verme, completando mi sueño
como una planta que se duplica en la sombra.
Erguida, serás otra que vivirá mañana,
pero de las fronteras perdidas en la noche,
de este ser y no ser en que nos encontramos
algo queda acercándonos en la luz de la vida
como si el sello de la sombra señalara
con fuego sus secretas criaturas.

12

Para mi corazón basta tu pecho,
para tu libertad bastan mis alas.
Desde mi boca llegará hasta el cielo
lo que estaba dormido sobre tu alma.

Es en ti la ilusión de cada día.
Llegas como el rocío a las corolas.
Socavas el horizonte con tu ausencia.
Eternamente en fuga como la ola.

He dicho que cantabas en el viento
como los pinos y como los mástiles.
Como ellos eres alta y taciturna.
Y entristeces de pronto, como un viaje.

Acogedora como un viejo camino.
Te pueblan ecos y voces nostálgicas.
Yo desperté y a veces emigran y huyen
pájaros que dormían en tu alma.

Comentarios


Artículos Relacionados