*
Estás leyendo: Revelan carta escrita por Mozart en los meses previos a su muerte
114 compartidos Comentarios

En esta se refiere a "La flauta mágica", uno de sus trabajos más famosos que se estrenó un par de meses tras ser enviado el documento.

El pasado martes 12 de junio, el tenor mexicano Rolando Villazón presentó por primera vez una valiosa carta escrita por el compositor Wolfgang Amadeus Mozart (1756-1791) seis meses antes de su muerte y que ha sido adquirida por la Fundación Mozarteum de Salzburgo.

“Leer su carta es como volver a escuchar su voz y nos da la posibilidad de entenderle. Después uno escucha su música y se siente más cercano al genio”, señaló Villazón, actual embajador de la Fundación que vela por el legado del genio austriaco.

Con fecha 12 de julio de 1791 está escrito el mensaje dirigido a Anton Stoll, músico amigo de Mozart, donde le comenta sobre su vida cotidiana tras unos breves versos de un poema humorístico. En el aprovecha de contarle sobre sobre su trabajo y cómo quiere enviarle las partituras de dos obras antes de interpretarlas juntos en la iglesia de la localidad de Baden. Se trata de la adquisición más valiosa de la Fundación esta última década. 

En esos tiempos, Mozart había caído en una depresión, sin embargo, según Villazón, sus palabras denotan “sus ganas de vivir”:

“Incluso en los momentos más oscuros, él veía la belleza de la vida, y ese contraste se puede escuchar también en su música”, apuntó el cantante lírico.

Además, en la misiva el autor se refiere a la última obra en la que está trabajando: La flauta mágicaEsta se estreno un par de meses después, el 30 de septiembre y 1791 y se convirtió en uno de sus trabajos más famoso.

La carta fue adquirida por la Fundación mediante la compra que se hizo de ella a una familia de la ciudad de Viena que se quiso mantener en el anonimato. La familia se habría puesto en contacto con ellos señalando que tenían una carta firmada por el compositor.

Se desconoce también la suma que se pago por el documento, pero se sabe que los fondos para realizar la compra fueron donados íntegramente por una benefactora austro-alemana, Maria-Elisabeth Schaeffler-Thumann.

Ahora, la carta pasará a formar parte de la colección del Tesoro de la fundación y podrá ser visitada de forma puntual en algunas visitas guiadas al museo que la Fundación Mozarteum tiene en Salzburgo.

Comentarios


Artículos Relacionados