*
Estás leyendo: Las enseñanzas de Bach a 265 años de su muerte

Simetría, matemática y armonía en su composición.

El reconocido compositor y músico Johann Sebastian Bach nació un 21 de marzo de 1685 en  Eisenach, Alemania, en el seno de una familia proveniente de músicos e intérpretes de renombre en Alemania, por lo que su contacto con la música fue desde siempre.

Sus estudios comenzaron a temprana edad estudiando a grandes maestros como Heinrich Schütz, y el inicio de su carrera fue como organista de diferentes iglesias llegando a ser nombrado maestro de capilla de la corte del príncipe Leopold de Anhalt, en Köthen. Desde ese momento su carrera como compositor afloró destacando los conciertos para violín, los seis “Conciertos de Brandemburgo” y las seis suites para violoncelo solo, entre otros.

La composición de Bach, según califican diversos expertos, es muy ordenada, armónica y lógica. Como se dice que el mismo Beethoven dijo sobre él “Bach es el padre original de la armonía”.

La simetría musical era muy importante para Bach, logrando su mayor expresión en la composición conocida vulgarmente como “Cánon del cangrejo”, la que se puede tocar hacia delante y hacia atrás de forma simultánea, como muestra este video:

Y aquí otro ejemplo, una gráfica realizada por el Instituto de Santa Fe sobre la composición “Contrapunctus VII” (desde el minuto 3:30 en el video) que muestra la simetría de la melodía en la repetición.

Algo de lo que se dio cuenta el famoso matemático Pitágoras, quien dijo que cierta música podía usarse como medicina y como una herramienta para aumentar la conciencia de sus estudiantes.

Comentarios


Artículos Relacionados